Cómo sobrevivir si duermes pocas horas al día

81

Es normal escuchar que se debe dormir ocho horas seguidas para tener salud y levantarse con energía, pero resulta que no logras cumplir esta meta. Tienes mucho trabajo o estás en temporada de exámenes y lo que logras dormir son unas cinco horas. Entonces veamos cómo sobrevivir si duermes pocas horas al día.

Lee también: Colágeno: Tus articulaciones lo necesitan

Calidad del sueño

Esto es sin duda la clave del buen descanso, alguna vez habrás sentido que a pesar que dormiste ocho horas realmente seguiste cansado, esto se debe a que no tuviste calidad del sueño, y si duermes solo de cuatro a seis horas, es peor aún.

Sin embargo, muchas personas duermen poca y están expuestas entrenamientos o trabajos rudos al día siguiente, cómo es el caso de algunos desportistas o lo que participan en las carreras de yates.

La clave es mejorar la calidad del sueño, esto puede lograrse tomando algunas siestas al día de poco minutos, así nuestro cuerpo intentará por todas las maneras posibles hacer que tengamos un sueño profundo durante las tres primeras o cuatro horas del sueño.

Reloj biológico

Si señor, si existe, ¿no se han dado cuenta que algunas personas despiertan incluso antes que suene su alarma?. Existe un mecanismo interno llamado reloj biológico que controla cuando nos sentimos cansados, despiertos, la profundidad del sueño e incluso cuánto tiempo debemos dormir.

Para que logres un sueño profundo en menos tiempo se hace necesario estar pendientes de algunos aspectos:  

  • El nivel de luz: es de suma importancia, si entra mucha luz por nuestros ojos, disminuye la hormona que regula la temperatura corporal, si estamos expuestos a luz natural, entonces nuestro cuerpo está en alerta, y en el caso de que entre poca luz por nuestros ojos, la temperatura más regulada y por lo tanto una somnolencia generalizada.

De esta forma, un truco para dormir mejor en pocas horas, es pasar el día en lugares expuestos a luz natural, no usar lentes, así cuando el cuerpo esté a oscuras y nuestros ojos no perciben la luz será el momento ideal para dormir.

Ejercicio

El ejercicio aumenta el ritmo de nuestra temperatura corporal a lo largo del día, así que si queremos un plan de optimización del sueño es sumamente importante comenzar a ejercitarnos diariamente.