El Heat de Miami retirará el dorsal de Chris Bosh

El equipo de South Beach tendrá un gesto especial con el jugador al retirar su dorsal en el estadio.

72

La relación que tenía Chris Bosh con el Heat de Miami llegó a su fin con el anuncio de que tomaron caminos separados, por los problemas de salud que sufre el jugador. El equipo de South Beach tendrá un gesto especial con el jugador al retirar su dorsal en el estadio.

El ala-pívot le puso fin a las seis temporadas que defendió los colores del Heat, donde ganó dos anillos de campeón (2011-2012 y 2012-2013). La franquicia de Miami agregó al tope salarial los 52 millones de dólares que tenían pendiente pagarle al veterano profesional y conseguir un nuevo fichaje en el mercado de agentes libres.

El presidente del conjunto de Miami, Pat Riley, concedió unas palabras sobre lo que hizo Bosh en la institución. “Chris cambió su vida y carrera de baloncesto cuando llegó a Miami. Él cambió nuestras vidas para mejor, de una manera que nunca habría imaginado cuando se unió al Heat de Miami. Siempre vamos a estar en deuda con él, cómo cambió este equipo y nos llevó a cuatro Finales de NBA y dos campeonatos. Él sin duda es, uno de los mejores jugadores en la historia de la franquicia”, comentó en un comunicado en la página de NBA.

Bosh logró un último acuerdo de 118 millones de dólares y solo pudo disputar 97 encuentros, antes de sufrir de los coágulos de sangre que lo alejaron de los tabloncillos desde 2016. Udonis Haslem le dedicó un mensaje sobre la decisión del equipo con el larguirucho jugador. “Uno siempre quiere lo mejor para Chris, sea lo que sea. Sé lo difícil que ha sido esta situación para él”, mencionó.

te puede interesar – Kevin Durant renovará su contrato con los Warriors

Riley dio a conocer que el Heat retirará de manera oficial el dorsal de Chris a partir de la próxima campaña. “No podemos esperar el día en que el número ‘1’ sea colgado en lo más alto de nuestro estadio. Ese dorsal nunca será usado por alguien más”, cerró.

Chris Bosh jugó 13 temporadas en el mejor baloncesto del mundo con los Raptors de Toronto por siete años y seis con los de Miami. Fue elegido en 11 oportunidades al Juego de Estrellas, disputó 893 encuentros, donde promedió 19.2 puntos, 8.5 rebotes, dos asistencias y un tapón en 35.8 minutos sobre el tabloncillo.