Condenado a prisión el heredero de Samsung

Lee Jae-yong fue condenado a cinco años de prisión.

110
Duro golpe para Samsung

Lee Jae-yong, vicepresidente y heredero de Samsung Group, fue condenado a cinco años de prisión por estar involucrado en un escándalo de soborno y corrupción con el gobierno de Corea del Sur.

El juicio del siglo

La fiscalía que llevaba el caso, el cual ha sido bautizado como “el juicio del siglo”, pidió 12 años de prisión para Lee, pero al final se ha reducido a menos de la mitad.

El caso se enfocó en la relación que tenía Lee con la expresidenta de Corea del Sur Park Geun-hye, quien renunció luego de que se supiera de los favores que hacía a Samsung, entre otros casos de corrupción.

La sala 417 del tribunal de Distrito Central de Seúl determinó que el vicepresidente de Samsung ofreció sobornos a Geun-hye para que el gobierno lo ayudara a consolidarse como líder de la firma que dirigía.

Se sabe que el sentenciado desvió al menos 33 millones de dólares a asociaciones de Choi Soon-sil, conocida como “Rasputina” y que manipulaba las decisiones de la expresidenta.

A cambio de ese dinero, Samsung logró que el Servicio Nacional de Pensiones aceptara la fusión de dos subsidiarias del grupo, Samsung C&T y Cheil Industries.

Lee también ha sido acusado de malversación de fondos, de ocultar activos en el extranjero, de encubrimiento de acciones criminales y de perjurio.

La sentencia es un duro golpe para Samsung, que esta misma semana presentaba el nuevo Galaxy Note 8. Además el futuro de la empresa, que aporta la quinta parte del PIB a Corea del Sur, está en peligro.

Lee Jae-yong asumió el cargo de vicepresidente en 2014, pero lleva las riendas de la empresa desde que su padre Lee Kun-hee, dueño de Samsung y el hombre más rico de su país, sufrió un infarto y quedó incapacitado para hacerlo.

El futuro consistía en la herencia completa de poderoso grupo Samsung. Se suponía que transformaría la firma con nuevas visiones del futuro. Al parecer todos los planes han quedado en stand by.