La perturbadora y controversial escena sexual de It que no aparece en la película

Stephen King no tiene problemas para hablar de temas sexuales, pero prefirieron dejarlo fuera de la cinta.

93
Película It

A pesar del éxito que ha alcanzado la película It, basada en la novela de Stephen King, muchos se deben estar preguntando cómo hubiera resultado si hubieran aparecido algunas escenas que solo los que leyeron el libro conocen.

Es cierto que tanto la novela como la película están llenas de horror, pero quizá no se compara con el escándalo que hubiese originado si cierta escena hubiese sido adaptada como toda la trama.

Afortunadamente para estos tiempos, no se siguió al pie de la letra todo lo que narra King en esta historia tan perturbadora, pues si en la película deja a más de uno con miedo a la oscuridad, pesadillas o una fobia extrema a los payasos, quizá hubiera dejado asqueado a quien no leyó la obra completa del famoso autor si la cinta abarcara todo lo narrado en la novela.

Lee también: Este país podría prohibir la exhibición de la película ‘It’

Por suerte, el guion de It no se ha realizado idénticamente al libro. De haber sido así, muchos habrían visto una escena totalmente ajena la payaso.

La literatura del escritor siempre ha causado controversia debido a su manera de abordar temáticas sexuales (violaciones, necrofilia…). No obstante, en este libro protagonizado por niños, la cosa va un poco más allá.

Después de haber “vencido” a Pennywise, los niños no actúan como podría esperarse. No van a festejar ni a celebrar su victoria, y mucho menos van a contarle a sus padres todo lo que experimentaron. Lo que hacen es… tener una orgía en las alcantarillas de la ciudad.

Beverly, la única niña del grupo, sugiere a sus amigos perder la virginidad todos juntos.

Es cierto que la idea resulta inapropiada, pero King tiene una explicación al respecto.

El autor declaró: “no estaba realmente pensando en el aspecto sexual de eso. El libro trata de la niñez y la adultez. Los adultos no se acuerdan de su niñez. Ninguno de nosotros se acuerda de lo que hicimos cuando pequeños, creemos que lo hacemos, pero no nos acordamos cómo sucedió de verdad”.

“Intuitivamente, los Perdedores sabían que tenían que unirse una vez más. El acto sexual conecta la niñez con la adultez. Es otra versión del túnel de vidrio que conecta la biblioteca de niños y la de los adultos. Los tiempos han cambiado desde que escribí esa escena y ahora hay mayor sensibilidad con esos temas”, añadió.

Quizá, esa es la razón por la que esta escena no ha sido incluida en las película. Tampoco lo fue en la versión de los 90 del filme. Evidentemente, habría sido fuertemente criticado.