Entre las “infinitas” horas frente al escritorio, los dulces que comes a escondidas el deseo de conseguir, o  mantener una cintura pequeña es casi una misión imposible.

Aunque, como dicen por ahí ¡no todo está perdido! El primer truco para reducir la cintura abdominal es tener un pensamiento positivo. Sí, esa tristeza y negatividad puede llevarte a acumular más grasa visceral, de acuerdo a un estudio de  Harvard Medical School.

Sin embargo, no es todo, aquí otros trucos para una cintura pequeña:

Cena con poca sal

Durante la noche el sodio se acumula en tu organismo, ocasionando que al despertar te sientas y luzcas más hincada de lo normal.

Resultado de imagen para cena con poca sal

 Despídete de los refrigerios

Un estudio de la Journal Hepatology afirma que los refrigerios entre comidas contribuyen a la grasa abdominal a menos que éstos sean muy saludables, lo mejor es que obtes por 3 comidas balanceadas en el día.

 Come el postre en el desayuno

La Universidad de Tel Aviv en Israel sugiere que al incluir un dulce en la primera comida del día puede favorecer una mayor quema de calorías y a la reducción de la grasa abdominal.

Resultado de imagen para postre

Procura combinar estos trucos con una dieta balanceada y ejercicios para que obtengas mejores resultados.

¡Suerte!

Puedes leer: ¿Cierto o falso? Mitos del fitness que debes conocer