Recientemente, se ha comprobado que el vino tinto aporta más beneficios a tu salud de los que imaginabas, entre los que se destacan reducir el colesterol malo, bajar de peso, proteger el cerebro y prevenir enfermedades cardiovasculares.

De este modo, investigadores del Instituto de Investigación en Ciencias de la Alimentación (CIAL), descubrieron que esta bebida ayuda a prevenir caries debido a los polifenoles contenidos en el vino tinto, los cuales poseen la capacidad de desacelerar el crecimiento de la flora bacteriana que se aloja tanto en los dientes como en las encías, lo que evidentemente genera la aparición de caries en primer lugar.

También puedes leer: Según estudios, tomar vino entrena más a tu cerebro que las matemáticas

Algunos beneficios para la salud de los polifenoles se han atribuido al hecho de que estos compuestos son antioxidantes, lo que significa que probablemente protejan al cuerpo del daño causado por los radicales libres.

Cabe destacar que lo más importante para prevenir las caries y enfermedades de las encías es llevar una correcta higiene bucal, es decir: cepillar los dientes tres veces al día como mínimo y acudir al dentista con frecuencia.

No se trata de abusar del consumo de vino, sino de incluirlo en nuestro menú de vez en cuando.