Un joven sufrió una lenta y dolorosa muerte el pasado 9 de octubre en el municipio El Campello, de la Comunidad Valencia, luego que dos hombres parte de una banda de distribución de drogas ingresaran a su apartamento.

El hecho ha llegado a los juzgados, donde será presentando en el Tribunal y en el cual se mantiene en captura a uno de los implicados, mientras que el otro se encuentra fugado de la justicia luego de la llegada de la Guardia Civil al lugar del suceso.

La víctima presentaba varias cortes en el cuerpo, puñaladas y martillazos en la cabeza buscando sus agresores obtener alguna información, y tras no recopilar lo necesario se dispusieron a colocarle una bolsa plástica en la cabeza.

El fallecido formaba parte de una banda de exportación de hachís al Reino Unido y se cree que el motivo de su muerte fue un ajuste de cuentas. A la llegada de los agentes al apartamento localizado en la urbanización  Al Andalus, encontraron al joven de origen lituano sin signos vitales.

Los agentes dieron en ese preciso momento con los acusados, logrando capturar a uno de ellos luego que este saltara desde el balcón y se fracturara el tobillo, mientras que su compañero logró evadir a los miembros de la autoridad.

En el departamento ubicado en el municipio El Campello fueron hallados 20.000 euros, así como una pequeña cantidad de hachís. El detenido no ha ofrecido mayores declaraciones, luego de habérsele encontrado rastros de sangre de la víctima en su ropa.

Te puede interesar: Rajoy resta importancia a la ruptura del pacto