El grupo terrorista Euskadi Ta Askatasuna, mejor conocido como ETA, ha comenzado a pagar sus responsabilidades con el Estado Español luego de un amplio transitar político, que terminó de forma definitiva a principios de mayo.

Ya varios condenados del grupo armado han pagado su responsabilidad civil y le han sido incautados sus bienes, donde solo dos miembros de la agrupación pudieron cancelar su deuda al tener la cantidad necesaria.

Los dos individuos han visto como le fueron embargados su coche y su cuenta corriente, pagando el primero una suma de 5.000 euros, mientras que el otro cancelo 9.500 euros para saldar su deuda con la Audiencia Nacional.

Ambos son acusados de violencia callejera o “kale borroka” por lo cual su responsabilidad civil era de bajo costo, y debido al alto costo de sus bienes, prefirieron pagar la suma exigida por la justicia española.

Con la puesta en marcha de la operación Zerga, se han confiscado los bienes de 50 ex miembros de ETA, quienes están siendo juzgados por delitos de terrorismo. La suma recolectada por los cuerpos de seguridad ascendería hasta los ocho millones de euros.

Fueron decomisados cuatro automóviles, así como locales y propiedades, siendo notificadas a los registros la prohibición de venta de dichos inmuebles. 40 de los acusados se encuentra en investigación por violencia callejera.

Por otro lado, miembros emblemáticos de la banda terrorista como son  Idoia López Riaño, alias “La Tigresa,” Mercedes Galdós y Enrique Letona también se verían perjudicados pese a haber sido liberados de sus condenas carcelarias.

Te puede interesar: CIUDADANOS NO APOYA A PSOE EN SU MOCIÓN DE CENSURA