Un hombre falleció en un intento de desahucio en Barcelona, específicamente en la localidad de Cornellà de Llobregat, luego que una comitiva judicial intentara despojarlo de su departamento y este saltará desde el décimo piso.

Al acudir al domicilio del inquilino y tras identificarse como miembros de una comitiva judicial, el individuo decidió no abrir la puerta, por lo cual fue necesaria la presencia de los  Mossos d’Esquadra.

Los agentes de seguridad se identificaron y continuaron con el protocolo de desahucio. Tras ello, una mujer dentro del inmueble indico que el sujeto se había arrojado desde el décimo piso de su departamento. El hecho ocurrió alrededor de las 11 de la mañana, y a la llegada de los servicios medico el hombre ya hacia sin vida en la calle.

El desahucio se produjo tras un juicio verbal, dándose la orden de desalojo luego que el dueño del domicilio, un banco, pusiera una demanda en noviembre de 2017. El fallecido debía siete meses de alquiler.

El hombre no asistió a las comparecencias en los juzgados y se llevó a cabo una primera intensión para despojarlo de su inmueble el pasado 13 de marzo, la cual fue suspendida y movida para el 22 del mismo mes.

La fecha sería nuevamente cambiada luego que el Ayuntamiento de Cornellà de Llobregat indicará la situación que vivía el inquilino y colocándose el 14 de junio como fecha para su salida, la cual terminaría de forma trágica.

Te puede interesar: PP PRESIONA LA SALIDA DE MINISTROS DEL NUEVO GOBIERNO