Venezuela vive un momento crítico en su política, economía y situación social, donde los ciudadanos han visto el deterioro de sus instituciones, el aumento de la violencia, las deficiencias sanitarias, entre otras problemáticas que han ido en aumento.

En un informe publicado por Save the Children, organización no gubernamental, el país sudamericano se encuentra como uno de los peores lugares para el desarrollo y crecimiento de los menores de edad a nivel mundial, así como de América Latina.

La nación venezolana que cuenta con Nicolás Maduro como presidente se ubicó en el puesto 129 de 175 países, acumulando 716 puntos, superando a Bangladesh y Uganda, quienes le siguen en la clasificación.

Por su parte, el mejor ubicado de Sudamérica fue Chile, quien se ubica en el peldaño 51, mientras que Guatemala fue el que obtuvo la posición más baja con al encontrarse en el puesto 152. Singapur, Eslovenia y Noruega encabezan el listado.

Save the Children realiza su informe basado en las amenazas que presentan los niños en dichos países como son malnutrición, problemas económicos y de salud, violencia, embarazos precoces, entre otros.

Según el Fondo Monetario Internacional (FIM) la inflación aumentaría a un 13.000% a finales del presente año, cifras publicadas ante la falta de información oficial por parte del Gobierno de Venezuela y negarse a la revisión anual de sus indicadores.

Por otro lado, el país sudamericano presenta una amplia crisis alimentaria al registrarse un 16,2% de los niños con fuertes casos de desnutrición según Provea, siendo un aumento del 100% con respecto al 2016.

Además señala el informe que 9 de cada 10 venezolanos no tiene recursos económicos para conseguir alimentos, mientras que 8 de cada 10 ciudadanos han mermado su consumo, debido a la escasez y la hiperinflación que atraviesa la nación.

Te puede interesar: TRUMP: PROTESTAS ANTE POLÍTICA MIGRATORIA