Veganismo: Un estilo de vida valioso para las mujeres

Veganismo y sus métodos efectivos

150
Fotografía: Nensuria

Una sana alimentación puede convertirse en más que un régimen, sino en un completo estilo de vida en base a las preferencias de las féminas, y de eso se trata el Veganismo, un modo de llevar tu forma de comer a líneas basadas en lo orgánico, natural y en cuidado a los animales.

¿Qué significa ser una mujer vegana?

Trata elementalmente de llevar una alimentación en base a productos orgánicos y libres de ser de “origen animal”, siendo considerada una filosofía de la vida para preservar y respetar a los animales como seres de plenitud y en honor a comidas 100% naturales como verduras, hortalizas y frutas, además de disminuir el gluten y usar suplementos como la soya para sustituir las carnes.

Las mujeres veganas aplican el discurso centrado en que cada ser humano en la tierra puede mantener una vida correctamente bien suplementada por lo libre de químicos y producción animal, con un pensamiento sano, eliminando la necesidad de usar a otros seres vivos como dependencia.

Alimentación libre de prejuicios

Un modo de comer vegano incluye una serie de parámetros que la mujer dispuesta a cumplir las normas debe acatar como las siguientes:

-No consumir ningún tipo de carnes incluyendo aves y pescado para no tener contacto alimenticio con algún animal.

-Prohibido la gelatina ¿Sorprendente no? Resulta que este producto  es fabricado con subproductos provenientes de la carne.

-La miel no debe consumirse bajo ningún tipo de situación debido a que es fabricada para el consumo de las abejas.

Ser vegana con cuidado y precaución

El veganismo no debe ser un estilo tomado a la ligera, al contrario, se requiere en primera instancia una previa visita al médico nutricionista para todos los detalles y control de peso y demás con el objetivo de comenzar el proceso de acostumbrar al cuerpo al consumo de productos 100% naturales, mismo que al final produce una protección de hierro ante enfermedades que son producidas normalmente por el consumo de carnes y parecidos ya que se consume mayormente vitamina B12, mucho calcio, vitamina C, vitamina D, hierro y proteínas.

¡Una alimentación orgánica es necesaria!

¡Inténtalo!

Te puede interesar leer: Maracuyá, la fruta de la pasión y el deseo