Foto referencial

El marketing deportivo es un conjunto de estrategias que se ejecutan dentro de este mercado, en el que los patrocinios, la creatividad o el valor de marcas personales destacan por el impacto multimillonario que logran alcanzar

La pasión por un equipo, un atleta o un evento deportivo es un factor que motiva al desarrollo de estrategias de marketing para mantener un constante interés en los aficionados y a su vez aprovechar este sentimiento para una ganancia económica.

El marketing deportivo cada vez tiene más auge por el nivel de entretenimiento que van adoptando los evento deportivos y por ello es una labor que exige profesionales con ideas creativas para captar más consumidores.

El constante desarrollo de este tipo de marketing ha dado vida a unas subdivisiones que requieren atención e ideas creativas en específico.

Tipos de marketing deportivo

Por ejemplo, en eventos deportivos se busca la promoción de su marca para darle visibilidad y a su vez a los productos o servicios de los patrocinadores captados.

En algunas ocasiones el deporte se convierte en el medio para dar un mensaje positivo como el trabajo en equipo o las ganas de triunfar, esto lo aprovechar algunas empresas para emitir mensajes que den posicionamiento.

(Te puede interesar: Transformación digital en las empresas: Conoce cómo aplicarlo)

Las empresas también buscan impulsar la venta de algún producto o servicio a través de la imagen de un deportista destacado debido a que su imagen impactará en los valores de la marca.

La subdivisión más usada es visibilizar una marca a través de una institución deportiva, un ejemplo muy claro son los uniformes de equipos de fútbol con los logos o colores de los patrocinadores.

El escenario digital

Los expertos en el marketing deportivo voltearon a ver el panorama digital de esta industria que obviamente ya estaban explotando, pero ahora se necesita con más estrategias y creatividad para captar a más público desde sus hogares.

Por ejemplo, en México los equipos de fútbol pusieron a jugar a sus jugadores en plataformas de videojuego de fútbol creando una Liga que se transmitía cuando eran los horarios de los partidos.

Además de que las consolas ganaron visibilidad, los patrocinadores de cada equipo o jugador eran parte de la transmisión.

El temor al sedentarismo y la falta de trabajo por parte de los entrenadores deportivos llevó a la creación de clases vía online en la que sin duda se aplicaron estrategias de marketing para captar clientes o demostrar las razones para practicar desde casa con las indicaciones de cierto entrenador.

Las empresas y protagonistas en el mundo deportivo también buscaron una estrategia para establecer alianzas para visualizarse en medio del confinamiento. Por ejemplo, atletas desde sus casas recomendando productos para una alimentación saludable ante la poca movilidad.