Permite dividir un mercado en segmentos de compradores - Foto referencial

Cuando hablamos de la segmentación digital o en el Marketing, nos referimos a una de las herramientas más importantes y eficientes que se encuentran disponibles para divulgar un mensaje hacia una porción de la audiencia que tiene características muy específicas.

La segmentación permite personalizar las campañas y brinda un enfoque para impactar a aquellos consumidores potenciales que se parecen a la marca.

Es un método por el cual se pueden dividir a los clientes potenciales en distintos grupos, los cuales, permiten que las empresas puedan enviar mensajes personalizados a las audiencias correctas.

¿Cuál es su objetivo?

La segmentación como término general puede dividirse en otras grandes categorías como segmentación por ubicación, u otras categorías más precisas como segmentación por edad.

Al usar este tipo de técnicas, las campañas de marketing son más efectivas debido a que impactan a las personas correctas con contenido adaptado a cada una de ellas.

(Te puede interesar: Conoce por qué el «Buyer persona» es fundamental en el Marketing)

La segmentación, normalmente, se divide en cuatro grandes subcategorías:

  • Comportamiento: La mayor parte de las veces relacionado con necesidades específicas y cómo se usa un determinado producto.
  • Ubicación: País, región, comunidad, provincia, ciudad, pueblo, área, etc.
  • Demografía: Edad o etnicidad.
  • Psicografía: Estilo de vida y opinión

Estas características son generalmente superficiales y requieren un filtrado posterior para que puedan obtenerse Insights reales. Por ejemplo, hombres de edad media y mujeres jóvenes puede que compartan interés por zapatillas de atletismo, aunque por razones diferentes, como la comodidad, la moda o el deporte. Estos no pueden definirse simplemente usando las categorías anteriormente mencionadas.

Es importante que segmentes a tu publico para conocer sus necesidades y mantener un equilibrio, esto ayudará a comprender mejor a los clientes.